Padres y alumnos de la Técnica de Santa María hicieron oír su reclamo

Padres y alumnos de la Técnica de Santa María hicieron oír su reclamo.

Por Iván Bermudez

Este jueves se concretó una nutrida manifestación por parte de padres y alumnos de la Escuela Técnica «Santa María de Oro». Cansados de la inseguridad y de los problemas edilicios, reclamaron urgentes soluciones a la DGE, a la policía y a la Municipalidad de Rivadavia.

Este jueves, un importante grupo de padres de la Escuela Técnica Nº 4-119 de Santa María de Oro se reunieron para abordar la crítica situación de inseguridad e infraestructura que sufre la histórica institución.

Con respecto al problema de inseguridad, los padres denuncian que los alumnos son asaltados constantemente en los horarios de ingreso y salida y que, además, dentro del predio escolar son víctimas de apedreadas y ataques por parte de menores que viven en un asentamiento colindante.

En cuanto a lo edilicio, los padres autoconvocados describieron que los techos del comedor y las habitaciones están rotos y hay constantes filtraciones. Además, aseguraron, el pozo séptico ha colapsado, el baño del internado está en pésimo estado y hay dos aulas clausuradas desde hace meses.

Padres y alumnos de la Técnica de Santa María hicieron oír su reclamo

Respuesta de las autoridades

Un numeroso grupo de padres y alumnos cortaron la intersección de calles Lavalle y Aristóbulo del Valle, frente al edificio de la Municipalidad de Rivadavia.

Ante esta situación, un grupo de padres fue convocado al primer piso del edificio comunal para una reunión con autoridades, en la cual participaron: Florinda Seoane (Presidente del Concejo Deliberante en ejercicio de la Intendencia por licencia de Ricardo Mansur), Miguel Ronco (Concejal y electo Intendente) y Miguel Martinoti (a cargo de Comisaría 13), entre otros funcionarios y ediles departamentales.

Respecto a los problemas de infraestructura, desde la Comuna explicaron que si bien tienen la voluntad de ayudar, el estatuto de la DGE no lo permite. En ese sentido, afirmaron que reanudarán la solicitud para que la repartición provincial autorice a la Municipalidad a ingresar al edificio y reparar los daños (en este punto, los mismo padres aseguraron que si se consigue ese permiso ellos mismos colaborarán en las reparaciones).

En caso de que la DGE no repare de forma urgente las partes dañadas o no autorice a que la Municipalidad lo haga, los padres aseguraron que endurecerán las medidas de fuerza y que suspenderán el dictado de las clases.

En cuanto a los problemas de inseguridad, la autoridad policial se comprometió a re-diseñar el actual sistema de vigilancia (que consiste en un policía en el interior y uno en el exterior de la escuela) y evaluar la posibilidad de que un móvil preventor custodie los horarios de entrada y salida.

Sin embargo, hubo acuerdo entre los presentes de que muchos de los problemas de inseguridad están relacionados con la marginación de los menores que viven en el conflictivo asentamiento colindante a la escuela, y es por ello que se debatió largamente sobre que caminos y procesos a largo plazo son necesario encarar para integrar a todos aquellos chicos.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Powered by themekiller.com anime4online.com animextoon.com apk4phone.com tengag.com moviekillers.com